15/5/13

El fiscal general de Estados Unidos justifica la intervención de líneas telefónicas en la agencia AP

El fiscal general de Estados Unidos, Eric Holder, defendió el martes la intervención de una veintena de líneas telefónicas de la agencia de noticias AP al subrayar que el objetivo era investigar una filtración muy grave, que ponía en riesgo a ciudadanos estadounidenses.

Abogados de la AP acusan al Departamento de Justicia de Estados Unidos de haber intervenido en abril y mayo de 2012 las grabaciones de llamadas de más de 20 líneas telefónicas en las oficinas de la agencia en tres ciudades de Estados Unidos, según RIA NOVOSTI.

Las escuchas se realizaron a raíz de una nota del 7 de mayo de 2012 en la que la AP desveló los detalles de una operación organizada por la CIA en Yemen para abortar un atentado de Al Qaeda contra un avión con destino a Estados Unidos.

“Fue una filtración muy pero muy grave (…), una de las dos o tres más graves que he visto jamás”, dijo en rueda de prensa Holder, quien trabaja para el Departamento de Justicia desde 1976.

Agregó que la filtración “puso en riesgo al pueblo estadounidense”. “Creo que era necesaria una actuación muy agresiva para determinar a los responsables”, subrayó.

Al mismo tiempo, Holder dejó claro que no fue él sino el fiscal general adjunto, Jim Cole, quien tomó la polémica decisión de intervenir las grabaciones de llamadas en las oficinas de AP.

El propio Cole, en una carta dirigida ayer al presidente de la AP Gary Pruitt, también justificó la intervención.

“Nos esforzamos siempre por lograr el equilibrio adecuado entre el interés público en el libre flujo de información y el interés público en la protección de la seguridad nacional y en el eficaz cumplimiento de las leyes. Creemos haber hecho lo mismo en este caso”, escribió.

Publicar un comentario