7/11/16

Elecciones en Nicaragua ¿"bajo sospecha” o "una farsa"?

Norelys Morales Aguilera.─ Miles de nicaragüenses se reunían en la noche de este domingo en la Plaza de las Victorias, de Managua, al darse los primeros números del Consejo Supremo Electoral, que el FSLN lideraba con el 71.3 por ciento, tras el escrutinio del 21 por ciento de las más de 14 mil Juntas Receptoras de Votos.

Los reunidos celebraban el triunfo popular, que ratificó al Comandante Daniel Ortega como presidente de la República y a Rosario Murillo, en la nueva fórmula presidencial como vicepresidenta. Ya en el segundo boletín se mantenían los festejos y los guarismos fueron rotundos, con el 66.3 % del escrutinio.

El presidente Daniel Ortega ganó las presidenciales de Nicaragua con el 72.1 % de votos, frente al 14.2 % para un lejano segundo lugar del candidato del derechista Partido Liberal Constitucionalista (PLC), Maximino Rodríguez, según el segundo reporte del Consejo Supremo Electoral (CSE) emitido la madrugada del lunes, reportó un despacho de AFP.

Sin embargo, para esta agencia noticiosa del sistema mediático mundial dominante, la realidad no dice nada y es mejor dar la pauta, poniendo “bajo sospecha” las elecciones a cuenta de regalar una matriz mediática, o sea, una afirmación sin aportes para verificar.

Así, a continuación del resultado de la autoridad electoral, la AFP, supuestamente contrastó: “Cientos de sandinistas salieron la madrugada del lunes a festejar en la capital la reelección del máximo líder del Frente Sandinista (FSLN), un ex guerrillero que ha gobernado tres veces Nicaragua de manera autocrática.” (¿?)

Para redondear el ejercicio de falsa neutralidad, AFP ponía la fuente opositora, sin otra argumentación. Así dice el despacho: «”No reconocemos los resultados de esta farsa y con la fuerza de la voluntad manifestada por el pueblo de Nicaragua, las declaramos nulas”, manifestó el domingo la dirigente del opositor Frente Amplio de la Democracia (FAD), Violeta Granera»

Dando carta de autenticidad el despacho noticioso afirmó: «La oposición, estimó que la abstención fue de más del 70 %, incluso en lugares donde el partido de Ortega tenía influencia, pero, según el CSE, esta fue de un 33.7 %. El recuento final de la votación será publicada hacia el mediodía del lunes, informó el CSE. Las leyes nicaragüenses no contemplan un techo de participación mínima para que una elección sea válida, por lo que el candidato que obtenga más votos respecto a su contrincante gana la contienda.»

Este análisis de AFP, palabras o matrices mediáticas, más o menos son las que repiten los mass media, a tenor con el dictado de Estados Unidos y los grandes centros de poder del capitalismo mundial.

El miércoles previo a las elecciones de este domingo 6 de noviembre, Estados Unidos acusó al gobierno de Nicaragua de imponer límites a la participación de opositores rumbo a las elecciones del domingo y llamó a realizar unos comicios “libres, justos y transparentes”.

“A medida que el país se prepara para tener elecciones el 6 de noviembre, el gobierno de Nicaragua ha tomado pasos para limitar la participación de partidos políticos y limitar la observación en las urnas”, dijo el vocero del Departamento de Estado, John Kirby.

“Una elección democrática no se define únicamente el día de la votación. Es un largo proceso, y es el proceso el que importa”, añadió, según Reuters.

Washington se complace en socarronerías una vez más.

Después de la guerra sucia impulsada por ese gobierno, los sandinistas, que habían derrotado la dictadura de Somoza, fueron a las urnas y perdieron las elecciones. Hoy bajo las mismas reglas electorales ratifican su gobierno en el poder con el Comandante Daniel Ortega liderando también al partido ganador.

Ah, pero ahora no se vale puesto que se trata de democracia popular, para decirlo brevemente ya que la historia no puede ser borrada.

Quienes interpretan la farsa y están bajo sospecha, una vez más, son los directores de la orquesta neoliberal y antidemocrática, los derrotados en las urnas por las fuerzas populares, que apuestan por una Nicaragua cristina, socialista y solidaria.

Vaya, como el diablo a la cruz para los capitalistas de siempre, que es lo mismo de hoy con ropajes que no los libran de su lucro y depredación.

http://www.cubahora.cu/del-mundo/elecciones-en-nicaragua-bajo-sospecha-o-una-farsa
Publicar un comentario