12/1/15

No, The Washington Post: Radio/TV Martí son una afrenta a la dignidad de Cuba

Según , según The Washington Post en su artículo "Radio and TV Martí have roles to play as Cuba enters a new era":  Radio y TV Martí tienen un papel que desempeñar como Cuba entra en una nueva era.

¡Jamás!, esas estaciones y su web son una afrenta a la dignidad de Cuba. Durante décadas han transmitido desde llamados a la insurrección hasta mentiras contrarrevolucionarias inaceptables, entre otras tropelías que bien vale que recordemos. Libertad de expresión no significa libertad para mentir y agredir a una nación.

Vea diez falsedades tomadas del blog Descubriendo Verdades, por ahora, sobre el artículo del W.P. Hay perfidia en el asunto.

1- Las transmisiones de Occidente fueron indispensables para divulgar información esencial para quienes luchaban por el cambio y para acelerar este proceso. Cuba se aproxima hoy a un momento similar y una vez más los Estados Unidos tienen un poderoso instrumento para ayudar a moldear el resultado.

2- La experiencia de los servicios noticiosos para Europa del Este sugiere que la función de Radio y TV Martí será cada vez más importante en el restablecimiento de las relaciones con Cuba y a medida que se afiancen los lazos culturales, académicos y económicos con los Estados Unidos.

3- Con los medios de comunicación en la isla todavía firmemente controlados por el Estado, los cubanos acudirán los Martís para obtener información sobre la sociedad civil, las protestas de derechos humanos, los blogs de la oposición local, las normas de viajes, los proyectos económicos, y las controversias dentro del propio régimen, en general, para todas las noticias nacionales, con un enfoque en las voces de Cuba sobre Cuba

4- Esta alternativa de información tan abarcadora no podrá proveerla CNN ni ningún otro medio de información comercial. Tampoco debe verse - como algunos diplomáticos estadounidenses han valorado en ocasiones a Radio Europa Libre y Radio Libertad- como un impedimento para la mejoría de las relaciones entre los gobiernos.

5- El día en que Cuba alcance la libertad y la democracia como consiguieron los antiguos países comunistas de Europa del Este que ya cuentan con prensa libre, no será necesario Radio y TV Martí. Hasta entonces, la emisora puede desempeñar un papel clave en el fomento de la transición democrática pacífica en Cuba.

6- Los Martí tienen impacto en Cuba. Han recibido fuertes críticas por los esfuerzos infructuosos para transmitir su señal de televisión desde un avión que volaba más allá del espacio aéreo cubano. Ese avión dejó esa función en mayo de 2013.

7- La programación de los Martí contiene la clásica información que los medios de comunicación cubanos divulgarían si Cuba fuera libre.

8- La decisión de Obama de restablecer relaciones diplomáticas con Cuba, independientemente de que esto pueda traer más libertad o más represión para los cubanos, presupone un cambio de juego en el servicio estadounidense de transmisiones hacia Cuba, creado para un momento como éste.

9- La Casa Blanca y el Congreso deben proporcionar los recursos necesarios para que los Martís lleven a los cubanos la información que los ayudará a conquistar la libertad.

10- Serias equivocaciones sufre The Washington Post y los autores de este artículo al querer igualar el rol de Radio Europa Libre y Radio Liberty con Radio/TV Martí.

Fuente original:The Washington Post y su aplauso a la mentira
Publicar un comentario