Francia no se disculpará públicamente por atentado a Evo

El Ministerio francés de Exteriores rehusó dar hoy más explicaciones públicas sobre el vuelo del presidente boliviano, Evo Morales, y subrayó que su voluntad es salir rápidamente de este asunto, que calificó de "desafortunado", para que los dos países trabajen juntos porque tienen "mucho en común".

Lalliot insistió en que su gobierno no dará explicaciones públicamente, al ser preguntado sobre las demandas de Bolivia de excusas y de las razones que motivaron que se le retirara a Morales la autorización de sobrevuelo del espacio aéreo de Francia cuando viajaba de Rusia a Bolivia, según Efe.

"Si es necesario" -precisó- se darán "directamente a través de las autoridades bolivianas", pero no por la prensa.

El portavoz no respondió a las cuestiones de qué información fue la que suscitó la denegación inicial del permiso, de dónde procedía y por qué finalmente se autorizó que el avión oficial del presidente boliviano sobrevolara Francia.

Se limitó a recordar que el jefe de la diplomacia francesa, Laurent Fabius, ya había hecho un comunicado para contar que "se explicó con su homólogo" boliviano, al que manifestó que "lamentó" lo ocurrido.

Tampoco quiso decir si se hubiera permitido que el avión de Morales entrara en el espacio aéreo francés si en él hubiera viajado el exagente de la CIA Edward Snowden, con el argumento de que era una "cuestión muy hipotética".

En cuanto a si teme que Bolivia u otros países de Unasur adopten medidas de sanción contra Francia, Lalliot dijo que "es exactamente lo que queremos evitar".

Hizo hincapié en "la calidad de las relaciones entre Francia y Bolivia", en "las ambiciones" que hay para desarrollarlas y en que eso vale también para el resto de Latinoamérica.