Walter Martínez: "todos los caminos conducen a Fidel"

"No olvides que soy de una generación que en Uruguay vivió el triunfo de la Revolución de Enero como si fuera propia. En 1961 marché a Punta del Este a apoyar al Che; queríamos encontrarnos con él".

Ha viajado en los últimos años más de una vez a la Isla. En una de esas visitas llegó a una casa de abuelos: "Casi me matan del corazón. No me dejaban respirar de tanto amor. Ahora me entero de que hay una locutora de la TV Cubana que al anunciar mi programa en la cartelera del Canal Educativo 2, tiene la deferencia de adjetivar ‘el esperado Dossier’. Es un detalle conmovedor".

Está al tanto de las transformaciones en la nación antillana, apuesta por el éxito del proceso y confía en la conducción política y la dimensión humana de Raúl Castro: "Cuba nos da lecciones todos los días".

Y como para dejar más claras las cosas, revela:

"Tengo el enorme privilegio de contar con un telespectador muy especial, sumamente crítico, agudo y perspicaz. Su visión de futuro es sencillamente impresionante y su inteligencia y sabiduría rebasan cualquier medida. Entre mis entrevistados le concedo la más alta jerarquía, pero también he tenido el lujo de haber conversado con él fuera de cámara. Ya te imaginas de quién hablo: todos los caminos conducen a Fidel".

Ver Rompí esquemas para reflejar mejor la realidad