23/5/13

La industria de los informes en Estados Unidos contra Cuba ahora se ocupa de la religión

Norelys Morales Aguilera.- La industria de los informes de Estados Unidos respecto a aquellos que no son de su agrado, Cuba siempre incluida, está bien aceitada y productiva como sucede con los derechos humanos y el terrorismo, entre otros tópicos.

Ahora ha sucedido con un informe del Departamento de Estado sobre la libertad religiosa en el mundo, que incluye una vez más a Cuba, según El Nuevo Herald y firmado por el especialista en desinformación Juan O. Tamayo. [1]

 Como evidencia documentada el bodrio oficial norteamericano queda en las especulaciones de la citada industria “informera” y la parcialidad contra Cuba.

“Varios pastores de la zona oriental de Cuba reportaron”, “Muchos grupos religiosos reportaron” son algunos de los sustentos para el informe que acaba siendo burda mentira, frente a las declaraciones con nombres y apellidos de líderes de instituciones religiosas de Cuba, que han reconocido las libertades existentes en la isla para el ejercicio del culto y sus vínculos con la sociedad. [2]

El informe del Departamento de Estado curiosamente coincide con la presencia en la Isla de de 300 representantes religiosos de 20 países que asisten desde este miércoles la VI Asamblea General del Consejo Latinoamericano de Iglesias (CLAI), que sesionará en La Habana hasta el próximo domingo y cuyo primer acuerdo fue la unánime condena al bloqueo económico comercial y financiero impuesto por Estados Unidos desde hace más de medio siglo al pueblo de Cuba.

Obviamente el informe gringo escamotea el bloqueo de Estados Unidos, que también impidió que la cita se realizara en la fecha programada (febrero 2013) por la congelación de los fondos destinados al evento, según dijo el pastor presbiteriano Joel Ortega Dopico, Presidente del Consejo Nacional de Iglesias de Cuba. [3]

Pero, lo más importante es el incuestionable clima de respeto y democracia que respiran todos los religiosos en la Isla, que las visitas de dos papas a Cuba han confirmado, así como declaraciones recientes de otros de diversas religiones como musulmanes, budistas, santeros, etc. que no tienen denuncias en el sentido que lo hace el Informe de Washington.

Lo que lleva a colegir que el ampuloso informe sin hayan trascendido fuentes documentadas y creíbles provenga de los mercenarios cubanos, encargados de suministrar la materia prima para todas las campañas contra la Isla bajo la rectoría Washington, como sucede con los derechos humanos, cuyo contenido se infla con nombres falsos y verdaderos delincuentes llamados “presos políticos”, especialidad del gerente de la pequeña empresa mercenaria denominada Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), Elizardo Sánchez, por solo citar un ejemplo. [4]

Denunciar atropellos de todo tipo, cumplir con la añeja añoranza de rendir a los cubanos, tramar la desconfianza hacia el gobierno revolucionario son de las encomiendas más apetecibles de Washington a sus mercenarios para crear informes que sustenten sus políticas.

Pagos y agencias abastecidas que sustentan a vagos y lumpen de la peor ralea es un modo con el que piensan llegar “al cambio de régimen” en la Isla y quien lo quiera comprobar que siga la pista a los turistas políticos de Estados Unidos que se pasean por el mundo hoy.

Notas

[1] http://www.elnuevoherald.com/2013/05/22/1481409/poca-libertad-en-cuba-para-grupos.html
[2] http://islamiacu.blogspot.com/2013/04/reconocidas-por-lideres-religiosos-las.html
[3] http://www.radiorebelde.cu/noticia/lideres-religiosos-protestantes-mesa-redonda-20130521/
[4] http://islamiacu.blogspot.com/2013/03/elizardo-sanchez-santacruz-defensor-de.html

Publicar un comentario