El periódico de Yoani, una farsa, según Gordiano Lupi ex traductor de la bloguera de EE.UU.

Este artículo de Gordiano Lupi ha sido publicado por Cubainformación, de quien fuera durante años el traductor a italiano de los textos de la bloguera proestadounidense Yoani Sánchez. Aunque este blog difiere radicalmente de varios de sus planteamientos, es interesante ofrecerlo, ya que aporta la visión de uno de sus colaboradores más cercanos. Recientemente, Lupi denunció que la bloguera exagera la realidad de Cuba, que no es perseguida ni hostigada, que es absolutamente desconocida por la población de la Isla y que solo persigue el dinero.

El periódico de Yoani

Los temas del primer día, las bitácoras, las dudas de quién observa la iniciativa… con mirada entendida.

Gordiano Lupi.- Hace unos días salió el periódico de Yoani. Un amplio grupo de periodistas e intelectuales se han apresurado a firmar un manifiesto para apoyar la nueva publicación, rebautizada 14ymedio, y exigir al gobierno cubano  «respetar el derecho de existencia y permitir su difusión». Los intelectuales se precipitaron en agregar: «Exigimos que la libertad de expresión no sea sofocada y
que se respete el derecho de los ciudadanos a la información». Nombres ilustres firmaron el manifiesto: Lech Walesa, Mario Vargas Llosa, Carlos Alberto Montaner, Rosa Montero, Fidel Cano, Pedro Zambrano Lapenta, Arturo Ripstein y Martine Jacot; son algunos de los más significativos representantes de la cultura hispánica en el mundo. Todos ellos están convencidos que «esta iniciativa contribuirá a la transición pacífica a la democracia en el país caribeño». Parecería que ningún de ellos sabe que en Cuba el periódico será leído solamente por la Seguridad del Estado (para controlarlo) y por unos pocos privilegiados que, a diferencia de la media de los cubanos, tienen conexión Internet en casa. Tanta ingenuidad de parte de personas tan geniales, desconcierta.

Ente los artículos del primer número encontramos la reunión de los obispos cubanos para analizar el plan pastoral del quinquenio, incluyendo la noticia que dentro de poco el arzobispo de La Habana, Jaime Ortega Alamino, será sustituido. No es una revelación sensacional: aquí inicia y termina; es lo que “ofrece” el convento (de Yoani). Encontramos también un reportaje sobrela violencia en las calles de la capital cubana; una indagacióndemasiadoparcializada y deformada, sobretodo porque La Habana es la capital más segura de toda América.¿Dudas, probar para creer! Aconsejamos visitar Brasil, Venezuela, Nicaragua, Honduras, Uruguay, Chile…

En La Habana he podido pasear por las calles más oscuras en medio de la noche avanzada sin que me sucediera nada. No lo habría ni siquiera intentado en muchos países sudamericanos. El plato fuerte del periódico son los reenvíos a otras bitácoras: Generación Y de Yoani Sánchez (corran para traducirlo en italiano, que el puesto está vacante), A pie y descalzos de Miriam Celaya y Víctor Ariel González y Orígenes (nombre calcado de la revista del histórico grupo literario encabezado por Lezama Lima). 14ymedio publica entrevistas (a los mismos de siempre), opiniones en una sola dirección (como el Granma), debates entre personas que piensan en el mismo modo (come el Granma) y un suplemento cultural (hasta ahora, poco atractivo). Encontramos también la sección Fuegos Cruzados, donde se analizan puntos de vista diversos. Uno sobre la sanidad y donde se plantea la pregunta «¿Nuestra salud padece debido a las misiones internacionalistas? Las opiniones confrontadas (y opuestas) son de Darsi Ferrer, médico cubano exiliado, y de Roberto Morales Ojeda, ministro de Salud Pública. Resulta interesante la entrevista a Ángel Santiesteban, escritor y bloguero (Los hijos que nadie quiso), quién afirma: «Me siento más libre que muchos escritores que pasean por la calles y que están inscriptos en la UNEAC, aunque yo esté en cárcel sólo por haber escrito mi pensamiento sobre Cuba y sus dirigentes». Presumiendo que todo eso sea verdadero –lo único comprobado es que Santiesteban está en la cárcel desde el 28 febrero de 2013– viene inmediatamente de preguntarse por qué él ha sido encarcelado mientras Yoani Sánchez, no. La bloguera que no ha estado nunca afectuosa con el gobierno cubano ni siquiera en sus viajes al exterior. Si no me equivoco en Cuba es todavía previsto el delito de propaganda contrarrevolucionaria. ¿Por qué el código penal no es aplicado a Yoani? Quede claro que no es una cosa que auspicio. Sencillamente, la cuestión es cuál sea el motivo de tal diversidad de tratamiento para con Yoani respecto a otros disidentes.

Hasta aquí el periódico con sus primeros contenidos. Andemos al lanzamiento. Temprano en la mañana, Yoani Sánchez, aún no contenta de apoyo internacional y de los nombres relevantesque apoyan el periódico, ha denunciado el tentativo de bloquearlo. Según su denuncia –no demostrada y difusa, en Twitter, ¡claro!–la Seguridad del Estado habría bloqueado el acceso al periódico desviando a otro sitio llamadoYoanislandia.com, donde se denuncian las actividades contrarrevolucionarias de la bloguera. Seguramente el gobierno cubano obstaculizará el periódico y Yoani lo debía imaginar, no obstante finja ingenuidad. Los enormes recursos que hay detrás del proyecto 14ymedio incluyen las armas para la guerra telemática. El periódico de Yoani no es absolutamente lo que intentan demostrar ciertos fundadores y ciertos periodistas copiadores de notas de prensa (en Italia, ¡el primero de todos, Repubblica!). El periódico de Yoani no nace de la base, del pueblo, sino de un grupo de élite que disfruta de notables financiamientos provenientes desde el exterior. No podía faltar la voz de JenPsaki –del Departamento de Estado USA– en sumarse para exigir el respeto de la libertad de expresión en Cuba; cosa que, en si, queremos también. El único problema es que 14ymedio es una criatura del Departamento de Estado USA y goza de un enorme capital servido por la Administración estadounidense.

Me pregunto muchas cosas, en este momento histórico. Me pregunto ¿cómo es que todos estos grandes nombres que se precipitan al costado de Yoani no lo hacen cuando se publica un libro de otro escritor cubano o lanzan otro periódico, no obstante denuncie idénticas faltas de la Revolución? No olvidemos que en el mundo cubano –exiliado o en la isla– existen: Café Fuerte, Diario de Cuba, Penúltimos Días, Cuba Debate... muchas revistas on line nacidas mucho antes que 14ymedio. No sólo, muchos escritores cubanos publican en el mundo y son pocos los que parlan. En Italia, justamente en estos días y dedicado a los que piensan que mis ideas han cambiado, salió mi traducción de Cainocontro Fidel – Guillermo Cabrera Infante, uno scrittoretradueisole, la última obra de Alejandro Torreguitart Ruiz. Sin embargo ninguno de los renombrados escritores ha pronunciado palabra. ¿Por qué no recubrimos los grandes escritores del Novecientos para entender mejor los problemas de la Revolución Cubana, en vez de correr detrás de la farsa más grande del Dos mil, elaborada quizás dónde y quizás por cuál inescudriñable motivo? Mis ideas críticas respecto a la Revolución Cubana son las mismas de siempre, simplemente, es que continuaré a andar solo, porque la carreta sobre la cual estaba, arrastrada por no sé quién, estaba cayendo a pedazos.

Fuente: http://www.tellusfolio.it/index.php?prec=%2Findex.php&cmd=v&id=17366