Académico estadounidense por por abrir debate sobre devolución Guantánamo

El historiador y académico estadounidense Jonathan Hansen abogó esta semana en La Habana por que EE.UU. abra el debate para devolver a Cuba la base naval de Guantánamo, un gesto que mejoraría "de un solo golpe" las relaciones bilaterales y resolvería el problema de la prisión radicada allí, según dijo.

"Virtualmente no hay nadie en EE.UU., aparte de mí y unos pocos historiadores, académicos y diplomáticos que estén diciendo que hay que devolverla (...) El problema es cómo hacer que este tema sea de conversación general", indicó a Efe Hansen, quien asistió a un taller con expertos cubanos por los 110 años de la ocupación de la base.


El investigador estadounidense de Harvard subrayó la complejidad del tema y la "dinámica" que ha impuesto en las relaciones con La Habana la ocupación de su país en ese territorio del sudeste de Cuba.

"Para devolver la base, primero tienen que mejorar probablemente las relaciones entre los dos países, pero por otra parte, si devolvemos la base, las relaciones diplomáticas podrían mejorar", indicó Hansen, quien es autor del libro "Guantánamo: una historia americana".

Estados Unidos ocupa la base de Guantánamo en virtud de un contrato de arrendamiento indefinido firmado por ambos países en febrero de 1903, cuatro años después de que la isla se independizara de España.

El Gobierno cubano considera "ilegal" la presencia estadounidense allí y confía en recuperar la soberanía del territorio de forma pacífica.

El presidente del Instituto de Historia de Cuba, René González, indicó a Efe que el taller por los 110 años de esa ocupación busca "reflexionar" sobre la "longevidad" de la base militar más antigua que EE.UU. mantiene fuera de su territorio nacional, y el impacto cultural y los costos políticos que ha tenido para la isla.

González destacó la peculiaridad de que se trata de un asentamiento militar en un país con el que Washington "no mantiene relaciones económicas ni diplomáticas, al que tiene condenado a un bloqueo económico e incorporado a la lista de naciones que patrocinan el terrorismo".

"El mejor gesto que puede hacer Estados Unidos para fomentar la confianza con América Latina y cambiar su imagen de tantos años de intervenciones y humillación es entregarle a Cuba el territorio ilegalmente ocupado", apuntó González.